Politica

Nueva Canarias rechaza el “expansionismo” marroquí sobre las aguas territoriales

Luis Campos, en un pleno el Parlamento de Canarias. Fran Pallero

Nueva Canarias rechaza las “pretensiones expansionistas unilaterales” del rey de Marruecos, Mohamed VI, sobre las aguas territoriales españolas y su vinculación con los yacimientos de minerales de los fondos marinos, altamente apreciados en la industria tecnológica mundial. El coordinador Territorial de NC y portavoz parlamentario, Luis Campos, expresa su “máxima inquietud” por el aumento de la tensión en el área de Guerguerat, en el sur del Sáhara Occidental, y los medios empleados por las autoridades del país magrebí, “incluida la presión migratoria hacia las costas canarias”, para consolidar la “ofensiva marroquí”. En consecuencia, Campos reclama redoblar los esfuerzos diplomáticos.
El discurso del monarca alauí del pasado sábado para conmemorar el 45º aniversario de la marcha verde ha intensificado la “preocupación” sobre la política de “hechos consumados” practicada por la nación norteafricana y el “carácter conmemorativo triunfalista dado a la jornada”. Esa fecha supuso, recalca el diputado autonómico, “el inicio del conflictivo proceso de ocupación ilegal del Sáhara Occidental que dio lugar a una guerra, a la represión del pueblo saharaui, a la creación del campo de refugiados más antiguo del mundo y, en las últimas semanas, al aumento de la tensión en Guerguerat al movilizarse las tropas marroquíes a la zona y declarar el Frente Polisario el estado de guerra”.

Campos recuerda que la alocución de Mohamed VI se ha producido transcurridos menos de 10 días desde que el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas aprobara la renovación, por un año más, del mandato de la Misión de Naciones Unidas para el Referéndum en el Sáhara Occidental (Minurso) sin que, por el momento, se haya designado un nuevo enviado especial a la región, que ocupe la responsabilidad dejada en mayo de 2019 por Horst Koehler.

El Boletín Oficial publicó en abril las dos leyes con las que Marruecos extendió, “de forma unilateral y, por lo tanto, ilegal”, su frontera marítima hacia España y el Sáhara Occidental. “La disposición mostrada ahora por Mohamed VI para entablar negociaciones no son creíbles”, recalca Campos. “Es necesario que España y Marruecos se sienten a hablar, pero con el estatus previo a la decisión unilateral e ilegal desde el punto de vista del derecho internacional”. Tampoco se acepta en NC su “pretendida autoridad sobre el territorio marítimo del Sáhara Occidental”.

Sobre los yacimientos de minerales empleados en la industria tecnológica, NC prioriza los estudios de impacto medioambiental, marinos y económicos.

Artículos relacionados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba