Tenerife

Impulso a la variante de la autopista del Norte, la “principal solución” a los atascos

El alcalde de La Laguna y el presidente del Cabildo explicaron ayer el proyecto de la variante. Fran Pallero

Confusión interesada. Así califican Ayuntamiento de La Laguna y Cabildo de Tenerife el hecho de que Coalición Canaria identifique la denominada variante de La Laguna con el polémico proyecto de la Vía Exterior. Ayer, ambas instituciones comparecieron para defender su posicionamiento conjunto a favor de la ejecución de esta variante de la autopista del Norte (TF-5) como principal solución a los atascos que sufre la vía a su paso por el municipio.

El alcalde de La Laguna, Luis Yeray Gutiérrez, y el presidente de la Institución insular, Pedro Martín, aseguraron al unísono que esta obra es fundamental para poner fin a los embotellamientos, no solo porque consideran que es la mejor opción para la descongestión, sino también porque, a diferencia de la Vía Exterior de CC, supone una alternativa más respetuosa con el medioambiente y con menor impacto en el suelo agrícola.

El regidor local recordó que la circunvalación planteada está prevista como vía autónoma en el Plan Insular de Ordenación del Territorio (PIOT), la cual “fue incluida a través del plan territorial del sistema viario del Área Metropolitana aprobado en 2007 por Coalición Canaria (CC), que ha intentado mezclar esta carretera con la Vía Exterior que rechazamos”.

Luis Yeray Gutiérrez quiso dejar claro que la variante -que ha sido defendida por su partido (el PSOE) “desde el año 2000, en concreto, por el actual concejal de Ordenación del Territorio, Santiago Pérez- no es la Vía Exterior, que no cuenta con el apoyo de las formaciones políticas que componen el Gobierno local y que sí sería un atentado contra el suelo agrícola y rústico del municipio. Las reiteradas manifestaciones de Coalición Canaria afirmando que la variante implica el inicio de la Vía Exterior es una falsedad absoluta”, subrayó. Tanto el alcalde como el presidente del Cabildo manifestaron que esta obra, a desarrollar entre Guajara y Guamasa, permitirá mejorar la movilidad de la Isla y supondrá el primer paso para el futuro soterramiento de la autopista a su paso por San Benito.

Pedro Martín informó de que esta semana se conocerán las ofertas presentadas para la redacción del proyecto de la variante de la TF-5, que calculó que quedará concluido en el primer semestre de 2021 para, posteriormente, ser sometido a consulta pública para su mejora.

Aunque recordó que los plazos “los pone la comunidad autónoma”, afirmó que la financiación para su ejecución, con un coste estimado de 170 millones de euros, “está garantizada, ya que está incluida en el convenio de carreteras entre Canarias y el Estado”. Por este motivo, el mandatario mostró su confianza en poder sacar a licitación los trabajos antes de que culmine el próximo año.

Circunvalación

Se calcula que la variante de La Laguna aliviará en más de 70.000 vehículos diarios el paso a través del estrechamiento que supone el entramado urbano de esta ciudad y la rotonda de Padre Anchieta para la circulación por la TF-5. El proyecto técnico de esa circunvalación que tendrá que redactarse supone prolongar la autopista TF-5 por una variante de seis kilómetros de largo que unirá el enlace de Guamasa con la Vía de Ronda, junto al Campus de Guajara, para luego volver a enlazar con el actual trazado de la autopista hacia Santa Cruz.

Gran parte de este tramo se ejecutará en túneles para no afectar a zonas habitadas, ni a la del servicio del aeropuerto.

Martín: “La variante es la alternativa al destrozo de la Vía Exterior de CC”

Si bien el procedimiento administrativo aún será “largo”, el presidente del Cabildo, Pedro Martín, afirmó que la variante de la TF-5 “es la alternativa al destrozo de la Vía Exterior que planteaba CC, por ser una actuación menos invasiva y más respetuosa desde el punto de vista medioambiental”. “Pese a ello, Coalición Canaria pide ahora una prórroga para paralizar todo durante cinco años y cuestiona esta vía, a pesar de ser fruto de su propia apuesta, lo que supone una falta de responsabilidad con el objetivo de torpedear la gestión”, agregó.

“Tenerife no puede aguantar cinco años más de esta manera. Pedimos a los que fueron incapaces de resolver los problemas de las carreteras de la isla durante décadas de gobierno que, si no quieren ayudar, no boicoteen las iniciativas de los gobiernos de La Laguna, Tenerife y Canarias, que estamos trabajando juntos, no como antes, para poner soluciones”, concluyó Pedro Martín.

Artículos relacionados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba