Sociedad

Colas en Europa para hacerse la PCR, como las que sufren los canarios en Madrid

Varias personas hacen cola en uno de los dos centros que se han habilitado en Berlín para test PCR. EFE

Diario de Avisos / EFE / El Español

La gran afluencia de personas a las puertas de los laboratorios está provocando colas de hasta seis horas y media en los centros que ofrecen pruebas para los viajeros que pretenden salir de Europa para los días de Navidad, y se teme que para el 23 y 24 de diciembre las esperas sean más largas. “Llegamos ayer a las once y media de la mañana y no nos hicieron el test hasta las seis”, explica en una entrevista con Efe Almudena, una madrileña residente en Berlín que viaja el domingo a Barcelona y que asegura haber pasado más de cinco horas esperando en la calle.

Debido a la masiva afluencia, algunos aseguran no haber sido atendidos cuando acudieron al centro de diagnóstico. “He tenido que venir hoy porque cuando fui ayer a hacerme la prueba a las cinco y media de la tarde, me dijeron que había ya demasiada gente, así que tenía que volver otro día”, explica a Efe Alberto, un estudiante de Medicina que vuela el lunes a Madrid para pasar las fiestas.

Para someterse al test en los centros alemanes habilitados para los viajeros, aunque es posible registrarse y pagar por adelantado, no es posible concertar una cita. A pesar de las colas, algunos como Adrián -un español que lleva hora y media esperando a realizarse el test- consideran positiva esta medida, puesto que, según señala, hay que tener “algún tipo de control” para garantizar que al menos la gente que viaje entre países no esté contagiada.

“El problema que hay es que, con las fechas que son, todos queremos viajar a casa, así que hay demasiada gente y podrían habilitar más centros”, explica a Efe. Margarita Ávila, una mexicana que viaja el lunes a Málaga, indica que aunque es un “fastidio”, ha venido “preparada”, porque leyó en los foros de Facebook sobre las colas que se estaban formando.

Según explica a Efe un trabajador del centro habilitado en el centro de la capital alemana, se prevé que para los días 23 y 24 la afluencia de personas sea aún mayor. Berlín cuenta con dos centros habilitados para someterse a las pruebas: el ubicado en el aeropuerto Berlín-Brandemburg, donde cuesta 59€ -a los que habría que añadir nueve más si necesitas la verificación de identidad, imprescindible para entrar en España-, y otro centro situado en el centro de la capital, donde el precio es diez euros superior, que lleva operativo desde mediados semana.

Para aquellos que viajan en avión, países como España exigen desde el pasado 23 de noviembre una prueba PCR negativa, realizada obligatoriamente 72 horas antes de la llegada.

Controles fronterizos

Las colas también se están repitiendo en los controles fronterizos para reducir la expansión de la Covid-19. En el caso de Croacia y Eslovenia, miles de personas que trabajan en Europa Occidental y viajan a visitar a su familias en países de los Balcanes están encontrándose con esperas de hasta 15 horas.

Desde el jueves, en todos los pasos fronterizos de entrada a Eslovenia y Croacia se espera varias horas y en el de Obrezje-Bregana, hasta 15, informa la televisión regional N1. “En las últimas 15 horas he logrado moverme 15 kilómetros”, declaró en ese paso fronterizo entre los dos países un conductor que viaja desde Alemania hacia Serbia.

Las autoridades croatas exigen presentar una prueba negativa de la Covid-19 a quienes van a quedarse en el país, pero no a quienes sólo quieren cruzarlo en dirección a otros destinos. Quienes quieran permanecer en Croacia pero no acrediten ser negativos por el virus, deben permanecer dos semanas en cuarentena.

En Italia, miles de personas emprendieron este sábado la vuelta a sus casas familiares para pasar la Navidad antes de que se imponga el confinamiento el próximo jueves, una medida criticada por el escaso tiempo de aviso y que preocupa al sector turístico.

Volver a Canarias

Los laboratorios privados que han abierto sus puertas este sábado en Madrid se han encontrado con largas colas de personas esperando para hacerse una PCR 72 horas antes de viajar a Canarias, de lo contrario tendrán que aislarse a su llegada a las Islas.

“He llegado a las ocho de la mañana para hacerme una PCR para ir a ver a mis familiares. Llegué a las ocho menos diez, el laboratorio cierra a las 10:30, tiene pinta de que me voy a quedar fuera. A ver si hay suerte y entro, pero me temo que no”, ha dicho a Efe un joven canario, como muchos de los que estaban en la cola.

Según la orden del Gobierno canario, todas las personas que viajen a las islas entre el 18 de diciembre y el 10 de enero desde cualquier lugar de España, excepto los menores de seis años, deberán contar con un test de covid-19 con resultado negativo realizado en las 72 horas previas a su llegada.

El Gobierno de Canarias justifica estas medidas, para las que hay algunas excepciones, en que casi todo el territorio nacional está en riesgo epidemiológico alto o muy alto, mientras que el archipiélago se sitúa en rango medio aunque con tendencia ascendente.

Artículos relacionados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba