Sociedad

El aeropuerto de Tenerife Norte, desolado ante el cierre perimetral de la Isla

Imagen del aeropuerto Tenerife Norte ayer. Fran Pallero

Está claro que la imagen del aeropuerto Tenerife Norte en estos últimos meses no ha sido la habitual, pero es que ayer, el fin de semana previo a la Navidad y el primer día de cierre perimetral de Tenerife, la escena era desoladora. No solo porque los familiares de los pocos residentes que volvían a casa a pasar las fiestas no podían permanecer en el interior del recinto, sino porque no había el gentío habitual en una época del año como la actual.

Las medidas de restricción a la movilidad que entraron en vigor ayer se hicieron notar. Aviones medio vacíos y pasajeros que entraban y salían a cuentagotas fue la dinámica del primer día de las limitaciones impuestas por el Gobierno para salir o entrar de Tenerife. Durante la jornada se registraron diferentes quejas en las redes sociales por las dificultades para hacerse la prueba en origen en las respectivas regiones, como sucedió respecto a España en distintas capitales europeas.

El Servicio Canario de la Salud continuó ayer con los controles en los aeropuertos para comprobar que los pasajeros procedentes de otras comunidades portaban su prueba COVID negativa. Desde el viernes llegaron a Canarias 11.810 de estos viajeros.

Durante la mañana, en el momento de los vuelos nacionales (Madrid, Barcelona o Bilbao), el aeropuerto registró ciertos picos, pero muy leves. Varios taxistas explicaron a DIARIO DE AVISOS que la mañana había sido tranquila y que los aviones venían “medio vacíos: el piloto, las azafatas y cuatro más”, señaló uno de los taxistas. “Hay más movimiento en las salidas”, matizó otro.

No obstante, aseguraron que el viernes, último día antes de entrar en vigor las restricciones, hubo más movimiento, ya que aún no estaba limitada ni la salida ni la entrada a la Isla.

Imagen del aeropuerto Tenerife Norte ayer. Cristina, José Antonio y su perro Jimmy llegaron de Salamanca a pasar las Navidades con su familia. Fran Pallero
Imagen del aeropuerto Tenerife Norte ayer. Cristina, José Antonio y su perro Jimmy llegaron de Salamanca a pasar las Navidades con su familia. Fran Pallero

Ya en la tarde-noche, se notó más afluencia de pasajeros. Una de ellas fue Cristina León, residente en la Isla, en el municipio de Tacoronte, que regresó ayer a Tenerife a pasar las Navidades con su familia.

Cristina viajó con su novio, José Antonio Morales, y su perrito Jimmy. Ambos trabajan en Salamanca y afirman que “tuvieron suerte”. “La verdad es que al principio no sabíamos si teníamos que hacernos la prueba PCR o no. Estábamos un poco desconcertados, pero al final cuando ya se dijo que tenía que ser obligatorio, fuimos al laboratorio que se nos asignó por el Gobierno que, además, estaba en el centro de Salamanca, y nos hicimos la prueba. Con nuestro DNI, el billete y el bono que nos teníamos que descargar de la página del Gobierno de Canarias nos hicimos la prueba rápido. La verdad que viendo las colas que hay ahora, tuvimos mucha suerte”, señala.

Cristina también explica que, aunque por trabajo solo puede estar en la Isla una semana, “me vale la pena para ver a mi familia y con la prueba también les da seguridad a ellos”. Explicó que en Madrid no tuvieron ningún control extra, pero que al llegar a Tenerife, además de la salida del avión por filas, habitual en estos días, al entrar al aeropuerto hay dos hileras: una para quien tenga la prueba PCR y otra para los que no lo tengan. “Nosotros no tuvimos ningún problema. Nos pidieron el test y pasamos a recoger las maletas. Los que no traían la prueba tenían que pasar por otro mostrador y firmar una declaración responsable en la que se comprometían a hacerse la prueba en los próximos dos días y, mientras tanto, permanecer en cuarentena (15 días) sin salir de su casa”. “Se tarda en el trámite, pero está bastante organizado”, señaló Cristina.

Imagen del aeropuerto Tenerife Norte ayer. Fran Pallero
Imagen del aeropuerto Tenerife Norte ayer. Fran Pallero

Según datos facilitados por AENA, para este fin de semana (desde el 18 al 21 de diciembre) se prevén un total de 2.827 operaciones (1.687 nacionales y 1.140 internacionales). El año pasado, en el mismo fin de semana previo a las Navidades que fue del 20 al 23 de diciembre, se llevaron a cabo 5.119 movimientos, por lo que el descenso ha sido del 44,77%, unas 2.292 operaciones. Por Islas, los tres aeropuertos que tendrán estos días más operaciones son Gran Canaria (833), Tenerife Norte (506) y Tenerife Sur (475). En el caso de Tenerife Norte, de las previstas para este fin de semana, 504 son nacionales y solo dos internacionales. En comparación con el año pasado, siempre en el mismo periodo, Gran Canaria realizó 1.632 movimientos, Tenerife Norte, 843; Tenerife Sur, 952.

Por días, ayer fue el de mayor tráfico, 881 en todos los aeropuertos (398 nacionales y 433 internacionales). El sábado anterior a las fiestas el año pasado, que fue el 21 de diciembre, hubo 1.542 operaciones.

Unas cifras que nada tienen que ver con las del año pasado y que dejan ver que muchos, este año, pasarán las Navidades a distancia, con el mar de por medio.

Artículos relacionados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba