Deportes

2020, el año de la explosión de Pedri

Ni tan siquiera la pandemia que por desgracia sufrimos ha podido con la rutilante aparición de Pedro González López, más conocido como Pedri. También le podríamos conocer como el mejor aliado de Messi. Este 2020 ha sido, sin duda, el año de este aún imberbe teguestero. Precisamente en su localidad natal pasa el descanso navideño la nueva estrella del FC Barcelona, mientras que su nombre sigue acaparando portadas y noticias a nivel nacional.

Tras su última exhibición, perpetrada en el campo del Valladolid y ejecutada junto al astro argentino, el tinerfeño no para de ver su nombre escrito en los principales rotativos deportivos del país.

El tinerfeño ha convertido su sueño en realidad en un año cargado de sinsabores y tristezas para muchos. No para él, ya que no solo logró debutar con el Barcelona, sino que, además, es uno de los jugadores más destacados del equipo catalán en estos primeros meses de temporada. Pese a su juventud, apenas 18 años, es una pieza fundamental en el esquema de Ronald Koeman y es uno de los mejores aliados de su admirado Leo Messi.

Su primer gran mérito fue enfundarse por primera vez la camiseta blaugrana en un partido oficial. Esto sucedió con apenas 17 años, el 27 de septiembre contra el Villarreal. Disputó 20 minutos. Desde entonces, no ha dejado de asombrar a Koeman, a sus compañeros y a los rivales.
Su entrenador le volvió a elogiar públicamente este pasado 24 de diciembre durante una entrevista concedida a los canales de comunicación oficiales del FC Barcelona. “En el caso de Pedri, a su edad, llegando de Las Palmas y jugando ya en partidos contra el Madrid o el Juventus y con el nivel que ha demostrado, es fantástico… Es importante para un club tener a gente joven que vaya teniendo oportunidades, hay que cambiar el equipo poco a poco”, argumentó Koeman sobre el rendimiento del tinerfeño, que fue la estrella del partido ante el Valladolid.
Pedri ha disputado 19 partidos, 12 de titular, y ha marcado dos goles: uno en la Champions League, contra el Ferencváros en el Camp Nou, y otro en LaLiga, frente al Betis.

Pero, además, ha logrado ganarse a Messi. En Pucela quedó clara la conexión existente entre el capitán y el jugador más ilusionante de un equipo que intenta reconstruirse.

Artículos relacionados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Compruebe también
Cerrar
Botón volver arriba